¿Es viable pagar un seguro de vida desde joven?

Cuando se es joven pensamos que tenemos el mundo a los pies, por eso tendemos a no darle importancia a pagar un seguro de vida desde joven. Este es uno de los errores más comunes y terribles que se puede llegar a cometer.

No solo el pagar un seguro de vida desde joven es fiable, sino que además es de vital importancia para nosotros. El lograr tener este seguro nos dará mucha más tranquilidad para cualquier suceso que pase en el futuro.

Es por eso que aquí te explicaremos todo lo que necesitas saber acerca de la viabilidad de pagar un seguro de vida desde joven. Seguramente vas a correr a revisar los diferentes planes y cual es mejor para ti.

¿Qué es exactamente un seguro de vida?

Si eres joven seguramente no vas a conocer el verdadero significado de la importancia de un seguro de vida. Tranquilo aquí te explicaremos todo para que puedas empezar a contratar un seguro de vida juvenil.

Esto es algo que da mucha tranquilidad a los padres puesto que estos seguros de vida para jóvenes pueden conseguir una cobertura en caso de una tragedia. Esto también va a permitir que los jóvenes gocen de una estabilidad y empiecen a conocer cómo manejar correctamente sus finanzas.

Estos seguros de vida para jóvenes vienen a ser una oferta bastante especial de las empresas de seguros las cuales desean ayudar a las personas a orientarse en esos años de su vida. Son variantes de un seguro normal, pero con un acceso mucho más cómodo además de un precio bastante accesible.

Aunque normalmente estos seguros son contratados por los padres preocupados por el futuro de sus hijos. Muchos de los jóvenes actualmente han empezado a ser ellos mismos quienes deseen contratarlos con el fin de sentirse más seguros.

En caso de que los padres contraten el seguro, es común que paguen el servicio hasta que el joven esté en una edad más grande para que contrate el suyo propio.  Los motivos para tener un seguro de vida son diferentes y varían según los diferentes casos.

Puede ser desde garantizar solvencia económica en caso de que exista una pérdida inesperada como pueden ser gastos fúnebres. O también correr por los gastos de colegios o universidades para ayudar a sus hijos con un instrumento de ahorro en el futuro.

Existen diversos tipos de seguros juveniles de los cuales puedes acceder entre ellos podemos encontrar:

·      A término.

Si no tienes mucho dinero pero quieres una seguridad en caso del fallecimiento de un adolescente. Lo mejor que puedes hacer es optar por el seguro a término o también conocido como plazo fijo.

Es necesario hacerlo a través de una cláusula especial para hijos, esta es una de las que resulta más barata, con lo que al término no se verá tan afectado económicamente.

·      Seguro permanente.

Con esta nuestro seguro juvenil será permanente pero evidentemente ser mucho más caro, pero también con más prestaciones. Si el joven asegurado lo deseas puede ser concluido todo el papeleo sin la necesidad de que sea incluido en el seguro de sus padres.

Con este la cobertura no es realmente muy elevada puesto que se piensa en los jóvenes, pero cuando el joven se hace mayor puede agregarle más coberturas. Con lo que sí tendrás que pagar diversas primas un poco más elevadas, obteniendo a cambio múltiples beneficios en concepto de pago por causa de muerte.

Si el joven se dedica a actividades que lo absorben como los estudios, es mejor que su seguro no requiera tanta atención. La opción más atractiva entonces es el seguro de vida completo o también se le conoce como tradicional.

Ventajas de contratar un seguro funerario

No espere a que sea demasiado tarde para descubrir las ventajas de contratar un seguro funerario desde estos momentos. Sabemos que la muerte de un familiar o ser querido está rodeada de dolor y merece ser respetado el tiempo de luto.

Sin embargo, no hay que dejar de lado todos los gastos económicos que conlleva la partida de esa persona. Al contar con un seguro, todos podrán tener una mayor tranquilidad porque todo habrá sido cubierto a nivel monetario.

Si aún dudas de contar con un seguro de confianza, te aconsejamos continuar leyendo.

¿En qué consisten los seguros funerarios?

Contratar un seguro funerario significa contar con una póliza que será utilizada para cubrir los gastos del funeral y entierro. Siempre que corresponda a los datos e información de la o las personas incluidas en cada póliza.

Es ideal para contar con un apoyo económico frente a todos los trámites que involucran la partida de un ser querido. Gracias a este servicio, las personas cubiertas estarán pagando por adelantado todos los gastos funerarios que su partida conlleve.

La principal ventaja que ofrece es que el resto de familiares no deberá pagar por ningún gasto al momento de su partida. Algunos de los gastos más comunes son:

  • Lápida.
  • Ceremonia funeraria.
  • Parcela de cementerio.
  • Ataúd.
  • Trámites.

Al ser una póliza de seguro, lo más importante es que no posee fecha de vencimiento y permite contratar a empresas aseguradoras. Normalmente se establecen pagos mensuales o anuales, esto es un factor dependiente del tipo de contratación.

Ventajas de contratar un seguro funerario

Es momento de hablar específicamente de las ventajas de contratar un seguro funerario para los casos menos inesperados. A pesar de que sea hermoso vivir, debemos estar conscientes de que la muerte es algo que puede suceder en cualquier momento.

Toma a cualquiera sin imprevisto, son muy pocos los casos en donde se puede tener un estimado de vida. La mayoría son a causa de una enfermedad, sin embargo, puede que sea algo tarde para pensar en estos seguros.

Algunas de las ventajas que se disfrutan al contar con un seguro funerario son:

  • Plazos de pago: no hay que preocuparse por pagar todo en un tiempo justo o muy limitado. La sola idea de disfrutar de un seguro como este aliviará a los familiares de todas las gestiones económicas.
  • Facilita negocios con funerarias: siendo así más fácil ser atendido teniendo como intermediario una aseguradora de respaldo. Estas serán las encargadas de ofrecer los precios ya negociados con dichas entidades.
  • Reducción de estrés familiar: no habrá conflictos en la familia o discusiones por temas económicos. Algo totalmente indeseable frente al deceso de un ser querido tan importante, todas las personas cercanas lo agradecerán.
  • Facilitación de trámites: el seguro estará a la orden del día para apoyar en la organización y gestión de los trámites.

Factores a tener en cuenta para contratar un seguro funerario

Ya es fácil entender por qué las personas prefieren contratar un seguro funerario, pero hay que considerar ciertos puntos. Algunos de los más importantes son:

  1. Opciones de pago y servicios ofrecidos: esto se incluye en los contratos, es recomendable prestar atención a cada palabra. Sobre todo la cantidad de dinero a pagar y el tiempo.
  2. Edad del asegurado: según la edad y salud del asegurado se puede determinar el seguro más adecuado para la persona.
  3. Espera para su uso: siempre se establece un tiempo de espera crucial para poder disfrutar de estos beneficios.
  4. Reputación de la aseguradora: acepte hacer negociaciones con empresas confiables que posean años en el mercado de seguros.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *